La Luna

La carta de la luna es una de las más importantes del tarot. Se dice que significa la búsqueda de nuestra pareja, o incluso de nuestra alma gemela, y que estemos muy próximos a conseguirla.

En su posición correcta, representa lo ignoto, oculto y desconocido. Puede reflejar posibles mentiras, o engaños, pero por otra parte, puede estar relacionada con posibles problemas que escapan a la razón.

Esta tarjeta resulta un refuerzo muy importante para aquellos que busquen fuerza mental e imaginación.

Se cree que la carta de la luna representa los miedos que tiene una persona, tales como los animales, la noche, la oscuridad, o incluso a ellos mismos.

La tarjeta es muy femenina, puesto que se asocia con personas de ese sexo que suelen estar bajo situaciones de estrés o de presión, lo cual les afecta de manera emocional.

Esta emotividad y capacidad intelectiva superior pueden explotarse en el mundo de las ciencias del alma: las visiones que escapan a la razón no siempre resultan negativas.

Por otra parte, se cree que puede significar un posible viaje de larga distancia, como por ejemplo a través del mar, pero con consecuencias un tanto desconocidas.

Como se espera, está relacionada con la noche. Es decir, puede referirse a que alguien podría conocer a su pareja durante una salida nocturna, o simplemente que se trate de una persona que trabaja en esos horarios.

Dudas, falta de claridad, decepción, fantasía, tensión, conflicto, ilusiones, preocupaciones, confusión, miedo, ansiedad, imaginación, romanticismo, o aprensión, son algunas de las palabras que están relacionadas con la carta que presenta la figura de la luna.

En sentido invertido, puede estar relacionada con miedos que pueden incluso tratarse de fobias, lo cual le hace entender a la persona que no solo debe tratar de vencer sus problemas, sino que además debe enfocarse en conocerlos para superarlos.

Deja un comentario